domingo, 26 de octubre de 2008

18 minutos de Alan Mills en Poquita Fe 2008

El viajero, el trotamundos, el nómada: Alan Mills. Me lo imagino en los aeropuertos con un par de maletas y su mochila cargada de memorias, en los autobuses, (cuando no hay aviones) o en algún carro con amigos poetas extranjeros.
Algunos estan condenados a viajar, a no recordar camas y ver el mismo cielo en distinto lugar.
Aqui les dejo un par de videos donde Alan con un cambiado "look" expone una breve reseña de la Historia de la Literatura Guatemalteca con todo y sus puntos de vista y salpicada de chapinismos.


PRIMERA PARTE (10 MINUTOS)


SEGUNDA PARTE (8 MINUTOS)



Cristian Mejía en el siglo del terror:
Imprimir

3 comentarios:

CIUDADANO CERO dijo...

Fijate vos que la reseña está bonita como la enfoca el maestro Mills, claro que no es un desglose completo, ni tenía porque hacerlo, pero hay algunos maestros que han sido olvidados y aportaron mucho o aportan mucho a nuestra generación, como por ejemplo pero para mí claro está falto el desparecido Estuardo Prado de editorial X, el Paco Mendez, pero no sé porque se ignora tanto a Estuardo, cuando el aporte que dió el a esta generación fue tan alto, es mi humilde opinión y no soy ningún académico y por lo tanto pueda ser que ignore el porque y éste sea obvio. Saludos amigo bloguero Cristian Mejía.

Alan dijo...

Estoy totalmente de acuerdo con ciudadano 0, no pude mencionar a la mayoría de gente importante. La verdad también reduje mucho el influjo de la generación anterior al tratar de resumirlo todo en Otto René Castillo, debí mencionar también a Marco Antonio Flores y Luis de Lión, por lo menos. La verdad eran sólo 15 minutos y los alargué a 18, es muy difícil resumir.

Pienso que "culturalmente" el más importante de la posguerra fue Estuardo Prado, no sólo por fundar la editorial X sino por imprimir una actitud y un discurso muy coherentes, con mucho vigor. Otro en quien no hice énfasis (quizás porque mentalmente andaba yo por la poesía) es Ronald Flores, quien articula crítica y académicamente mucho de las generaciones últimas, además de haber publicado novelas que serán (son) emblemáticas (junto a las de Payeras). Faltó también gente muy sobresaliente como Jessica Masaya (directa y aguda) y Francisco Méndez (quizás el mejor cuentista de todos), Juan Pablo DArdón (que brinca de la poesía a la crónica, de lo apolíneo a lo dionisiaco con destreza), uf, sí hasta me siento mal cuando veo todo lo que faltó...

Además, mi participación en todo esto siempre fue marginal, he sido un miembro intermitente (para algunos quizás tardío) de la posguerra, una especie de outsider de los outsider, así me gusta verlo. Quizás diría a mi favor que estoy intentando hablar de un fenómeno que antes no conocían (me consta) en muchas partes y que ahora despierta más curiosidad. Por ejemplo, hace poco le di muchísima información sobre la posguerra a una joven académica alemana y ella publicó un artículo interesante allá en Alemania sobre la movida. Lo curioso es que no me mencionó como parte del grupo, y quizás algo así sería la metáfora de sido mi fantasmal desempeño. Estoy pero no estoy. Un saludo a Ciudadano 0 y a Christian gracias por divulgar el material. Hasta pronto.

Cristian Mejía dijo...

Ciudadano Cero: coincido con vos, es una muy bonita resena y claro que faltan algunos (muchos o pocos) pero el tiempo es infeliz y se le hizo corto. Saludos y gracias por leer. Cuidame a la Kat!

Alan: vos sos el embajador de la Literatura Chapina por donde pasas, personalmente me siento orgulloso que seas vos.
Recuerdo ese primer poema que leí de vos "Desafios"(por alli 2002?) un poema tan directo y facil de identificarse con el. Saludos y te deseo lo mejor por esas tierras del sur.