jueves, 2 de abril de 2009

De la situación guatemalteca... for dummies and not so dummies.



En esta tierra bendita de añejos traumas corre una de esas enfermedades de proporciones catastróficas. Catastrófica porque desarma a las sociedades y perfora los recuerdos como queso Gruyer. La historia se olvida y no se le vuelve a leer, ni a ver y por supuesto a recordar. Así somos.
Nos cuesta recordar y caemos en los mismos errores y somos presas de los mismos acertijos y estrategias.
El crimen del reportero, el fatídico balazo recibido por un bebe de dos meses, los pilotos muertos y otros crímenes son parte de una serie de planes de escritorio hechos por comadrejas de cuevas de poder.
Esa aseveración científicamente puede ser posible. Porque para muchas partes el caos les beneficia y les hace el favor de entretener, apaciguar, amedrentar o simplemente asustar a mas de trece millones de habitantes. ¡Increíble verdad! Mas de trece millones de habitantes que se complican la existencia viviendo en un divisionismo de clases económicas, étnicas y regionales.
El objetivo es el mismo que miles de años atrás: el poder, el mismo que llega con el dinero, con el control geográfico o con el control de armas.

Así veo esta enfermedad de terror en mis sueños guajiros:

  • El gobierno en su cúpula secreta provoca estos hechos de violencia hasta cierto punto selectivos, para tirar una cortina de humo mientras se hace fiesta de las arcas del pueblo entre otras cosas de oscura procedencia y con la mente demencial de una mujer y hombre.

  • El otro grupo opositor del partido en gobierno en su cúpula secreta planifica estos hechos de violencia entre militares activos y civiles interesados en tomar las riendas del país, luego de que la desestabilización generada por esta violencia organizada haga bajar del estrado a los responsables actuales del poder popular.
  • La crisis económica, (esa que con cada día se hace mas difícil) y la descomposición social curtida y añejada por años, antojadizamente reventó en este punto de esperanza con el que cada cuatro años como cumpleaños o cambio de siglo esperamos con ojos limpios.

  • Algún otro poder oculto e igual de siniestro que los antes mencionados planea apoderarse del territorio nacional para sus labores clandestinas, para expandir el mercado o simplemente para sentir el ego del "yo poseo".

Mientras tanto el país se acongoja con cada uno de los muertos que caen del árbol de la vida como hojas jóvenes o viejas convirtiéndose en lágrimas que hacen sangrar a este país que sufre de amnesia y que confunde la realidad con una película de horror o una de acción según la situación.

Pd. Les dejo esta recomendación muy personal creada por un amigo despeputado y enKontra de toda esta podredumbre que contagia el canasto nacional: Calzoncitos Barra Show.






Cristian Mejía en el siglo del terror:
Imprimir

7 comentarios:

MarianoCantoral dijo...

Desgracias. Muertes. Pobrezas. Miserias. Hambres. Traciciones, somos.

Denise Phé-Funchal dijo...

Es un asco Cristian, este país es un asco... nada funciona, es una guerra de todos contra todos, de fe en dios como la única solución, de armas como solución, de mentiras y asesinatos como medio para volver al militarismo.... el presupuesto que están re-recaudando se va para cohesión social, desarrollo rural y EJÉRCITO!!!!!!!!!!!!!!!!!!! Vuelve la burra al trigo.... nos preparamos para otra guerra, quizá esta vez si le toque los cojones a más gente, quizá esta vez nos veamos de cara a la muerte sin poder evitarla como otras veces... Guatemala es un cementerio enorme. Saludos vos, desde las tierras del enterrador.

Cris Tokoloshe dijo...

las cuatro posibilidades creo que existen actualmente se comparten titulares todos los dias. Estamos fregados y yo creo que nos van a militarizar, por eso mejor aprovechar las libertades que podamos tener ahora, pienso que el regresón derechista y fundamentalista que dará el proximo gobierno nos va a traer muchos años de conservadurismo, represion y militares.

Cristian Mejía dijo...

Mariano: complejitos somos, pero hay que poner algo de resistencia.

Denise: amiga mia tienes razón un asco que cada día se vuelve mas agudo, yo ni a los milicos ni a los que fingen ser socialistas, opongamos, hablemos, escribamos que les cueste.Saludos desde tierra ajena,dulce condena.

Toko:El pesimismo es general, pero lo que mas falta es la unión de esos trece millones de guatemaltecos. Tenemos que dejar el complejo ese de "victimas" y dejar de ser espectadores, tenemos que ser fuertes en bloques, organizarnos y senalar categoricamente esos abusos y nefastos planes de un futuro verde olivo.Carajo! Saludos tocallo.

Casa de Los Cuentos dijo...

Hola Cristian

Al amanecer, antes de salir de casa, leo un cuento. Luego, dentro de una botella bien tapada lo lanzo al mar y así dejo un rastro para poder regresar. Preparo entonces un morralito y me voy de paseo por la red en busca de contadores de cuentos, letras nuevas, fabuladores, nuevos amigos, para aprender y compartir.

Te invito para que pases por mi Casa, espero que lo que estoy leyendo te guste tanto como a mí.

Saludos desde Mérida-Venezuela.
Jabier.

Nancy dijo...

De acuerdo con mucho de lo que dices, Cristian. Lo mejor de este post han sido las figuras retóricas, tus metáforas. La del queso me encantó. Apapachos

el Kontra dijo...

Quiondas Cristián, antes que nada gracias por la referencia a mi Kovacha broder.

A mi lo que me asquea es nuestra pasivididad hermano, alegamos pero ahí queda la cosa. No estuve en Guate durante la semanasanta, estuve en la costa este de donde estas vos pero regreso a encontrar más de lo mismo y más apatía.

En fin, de tus puntos comparto el uno y el dos, para mi seguro que ahí está encerrado el gato, la cosa es ver si nos animamos a irlo a sacar.

Un saludo mano, que estes bien y gracias de nuevo!